Información sobre el CBD

¿Puede el CBD ayudar con los cólicos menstruales y el dolor?

shutterstock_686243281_1

El uso del cannabis y específicamente de la marihuana y sus flores con fines terapéuticos para las féminas, se remonta a muchos años atrás, cuando en China se les suministraba esta planta a las mujeres que sufrían de calambres y dolores menstruales. Incluso se ha llegado a afirmar que en el siglo XIX, la reina Victoria del Reino Unido se valía de los efectos calmantes de la marihuana para disminuir sus dolores durante los días de menstruación.

¿Una reina que consumía marihuana? Puede ser. En realidad, hay una buena lista de personalidades de las que se sabe que fueron o son asiduas a esta planta, no solo por los efectos psicotrópicos que puede generar el cannabinoide THC, sino también por sus propiedades medicinales que no implican quedarse drogado, sobre todo cuando la cepa es rica en CBD o cannabidiol.
Entre estos fines terapéuticos, las mujeres le han otorgado al cannabis un sitio especial durante los días en los que ataca el síndrome premenstrual, así como durante la menstruación propiamente dicha. Si bien los efectos son subjetivos y difieren en cada persona, las propiedades analgésicas de la marihuana muchas veces resultan mejores que los de la medicina convencional.

¿Qué es el CBD?

El CBD es uno de los principales componentes del cannabis, y su utilización principal es en el campo medicinal. ¿Cuántas veces has escuchado hablar de los cannabinoides de la marihuana y sus efectos en el cuerpo? Tal vez no hayan sido muchas, pero lo cierto es que la planta cannabis es rica en fitocannabinoides, unos compuestos que hasta los momentos ya sobrepasan los 100 y de los cuales se han estudiado con mayor interés el tetrahidrocannabinol o THC, el cannabidiol o CBD, cannabinol o CBN entre otros, por sus efectos psicoactivos y terapéuticos que se manifiestan de formas tan diferentes como propiedades analgésicas o ayuda a conciliar el sueño.

El CBD es entonces uno de estos componentes del cannabis, que no hace que te sientas drogado y que más bien contrarresta los efectos del THC. Es un cannabinoide que actúa como antagonista de los receptores CB1 y CB2 del sistema endocannabinoide (SEC), abunda sobre todo en el cáñamo, la parte del cannabis que se usa más comúnmente para fines medicinales.

Entre las características principales del CBD, aparte de que no es psicoactivo, está su acción contraria a los efectos del THC y su potencial efectividad en el tratamiento de diversas enfermedades y trastornos, gracias a sus propiedades ansiolíticas, antiinflamatorias, neuroprotectoras y antioxidantes.

¿Qué son los cólicos menstruales?

Los cólicos menstruales son dolores propios de la menstruación que se presentan en el vientre. Si eres mujer, seguramente en algún momento de tu vida has tenido cierto malestar corporal durante tu menstruación. Puede ser sensibilidad en los pechos, hinchazón estomacal, cambios de humor, entre otros síntomas. Esto comúnmente se conoce como síndrome premenstrual y suele estar acompañado en algunos casos de los temibles cólicos menstruales.

Estos cólicos o calambres menstruales se caracterizan por presentar dolor en la parte baja del abdomen. Esta molestia puede ser de leve a moderada o incluso fuerte, impidiendo realizar otras actividades, así como también se asocia con náuseas, dolor en los muslos y estreñimiento. Los cólicos menstruales, médicamente, son más comunes en mujeres menores de 30 años.

Como es natural, no todas las mujeres padecen esos síntomas y la gravedad puede variar dependiendo de la genética y factores ambientales. Es aquí donde entra en juego el cannabis, como aliado para aliviar los síntomas relacionados con el dolor, pues, entre sus más de 100 cannabinoides, el CBD es uno de los que mejor actúa como antiinflamatorio y analgésico.

¿El CBD sirve para el dolor menstrual y los cólicos menstruales?

El CBD puede ser un analgésico eficaz para aliviar los cólicos menstruales. Según diferentes estudios que se han realizado tanto en ratas de laboratorio como en células y posteriormente en personas, el cannabidiol ha demostrado ser un buen analgésico y sin efectos adversos. Por este motivo, en relación con los calambres menstruales, el CBD no solo alivia el dolor, sino que podría reducir la inflamación, además de funcionar como relajante muscular y ayudar a mejorar los cambios de humor.

La endometriosis es un trastorno que tiene entre sus síntomas cólicos menstruales severos causado por, entre otras razones, un desequilibrio en el sistema endocannabinoide. Existen investigaciones que afirman que la presencia de cannabinoides externos puede ayudar a reducir los síntomas. De esta manera, el CBD puede aportar mucho en el tratamiento de la endometriosis y los malestares propios de la menstruación.

La razón es que el CBD restaura el equilibrio del SEC y como el útero tiene muchos receptores de endocannabinoides, hay muchas probabilidades de que los fitocannabinoides del cannabis permitan la regulación y restauración saludable del útero.

¿Cómo se puede tratar la endometriosis con cannabis?

El cannabis, aunque no es una cura definitiva de la endometriosis, puede aliviar significativamente sus síntomas. Hoy en día el mercado ofrece variedad de productos con cannabinoides en distintas concentraciones para aliviar estos malestares.

Las pacientes pueden escoger entre comestibles como gomitas, infusiones o chocolates; aceites, supositorios y tampones con CBD; cremas y productos cosméticos con cannabidiol; esencias para vaporizadores así como extracciones de CBD. Las opciones sobran y ofrecen ratios de THC en igual proporción a CBD o sólo CBD.

El interés por fomentar el uso de la marihuana medicinal para tratar la endometriosis está en que ya se ha comprobado que el CBD puede estimular el apetito, reducir la inflamación y calmar el dolor, disminuir las náuseas y mejorar el estado de ánimo. Además de esto, es también antiproliferativo, pues detiene el esparcimiento de tejido intrauterino en los espacios donde no debería crecer.

Marihuana y ciclo menstrual

En términos generales, hay diferentes formas en las que la marihuana puede afectar al ciclo menstrual. Algunas de ellas son:

1. Bloqueo de ovulación

Son numerosos los estudios que sugieren que el THC puede bloquear la ovulación en muchos mamíferos. Esto se debe a que reduce la fertilidad suprimiendo la hormona luteinizante, fundamental para realizar el proceso de ovulación.

2. Reducción de la inflamación

Son harto conocidas las propiedades antiinflamatorias que tienen importantes cannabinoides como el CBD. También es público que la dismenorrea o menstruación dolorosa ha sido tratada con el cannabis desde hace siglos y por culturas de todo el mundo, pues tanto el THC como el CBD son capaces de reducir la inflamación y el dolor.

3. Afectaciones en el síndrome premenstrual

Las fluctuaciones y desequilibrios hormonales que ocurren durante el síndrome premenstrual se ven afectados en presencia de fitocannabinoides de la marihuana. Esto se debe a que, así como el THC suprime la hormona luteinizante, los estudios muestran que los niveles de prolactina y cortisol también se alteran.

4. Reducción del ciclo menstrual: ¿la marihuana retrasa la menstruación?

Parece que sí. Para muchas mujeres es un sueño tener un ciclo menstrual más corto. Para otras, todo lo contrario. De cualquier forma, al parecer se han presentado casos en los que el consumo de marihuana puede reducir la duración del ciclo menstrual. Todavía no se tienen pruebas suficientes y falta mucho trabajo para determinarlo, pero según las investigaciones, la duración del ciclo también se puede ver afectada con el cannabis, reduciéndolo en diferente medida.

5. Interferencia en el embarazo

Intentar quedar embarazada puede ser una experiencia sencilla o muy complicada para una mujer El cannabis en el embarazo es un tema polémico sobre el que no se ha llegado a un consenso suficiente. No obstante, poco se dice sobre la influencia que tiene mientras una mujer está buscando quedar embarazada.

Así como en el punto anterior, aún no existe suficiente evidencia. Sin embargo, la que se tiene hasta ahora indica que el consumo de marihuana podría interferir con la implantación del embrión en el útero. Así que, si fumas y te interesa quedar embarazada, es aconsejable que suspendas tu consumo, sea un porro o en cualquier otra presentación, al menos durante las 24 horas previas al acto.

¿El aceite de cannabis sirve para los dolores menstruales?

El aceite medicinal de cannabis podría resultar ser un buen remedio para los dolores menstruales, ya que está compuesto de CBD y en ocasiones contiene un mínimo porcentaje de THC. Todo depende del espectro que se escoja, sin embargo ambos cannabinoides son conocidos como eficaces antiinflamatorios y analgésicos.

Pero ¿por qué duele el vientre en la menstruación? Pues porque cada mes, el endometrio crece en el útero, formando la capa que anidará un óvulo fecundado. Si esto no ocurre, el endometrio se desprende y es expulsado del cuerpo. En este punto, el cuerpo segrega unas sustancias inflamatorias llamadas prostaglandinas, que contraen el útero y esto puede resultar doloroso en mayor o menos intensidad.

Lo bueno es que no sólo los dolores menstruales se pueden aliviar con el aceite de cannabis, pues el efecto del CBD como relajante muscular hace que las jaquecas, dolores crónicos y hasta los cambios de humor asociados a este episodio mensual femenino se reduzcan notablemente, luego de unos días de uso.

¿Cómo puedo consumir CBD para aliviar los cólicos menstruales?

Existen múltiples maneras para consumir CBD con fin de aliviar tus cólicos menstruales, pero entre ellas destacan el aceite de CBD e incluso, supositorios vaginales. Si te interesa probar el CBD para aliviar tus dolores y malestares durante tu menstruación, ten en cuenta que la dosis que consumas depende de la gravedad de los cólicos. Es fundamental que, en este punto, consultes a tu médico especialista, para que te recomiende una dosis adecuada y te ofrezca las opciones de consumo que tienes a tu disposición.

La variante cannabis indica suele ser la más recomendada como medicinal, siendo preferidas aquellas que contengan mayor concentración de CBD. Se puede consumir de diferentes maneras, pero para el efecto que queremos alcanzar, que es reducir y aliviar el malestar del síndrome premenstrual y los cólicos de esos días, el aceite es la opción más recomendable, porque es más fácil de dosificar y no tiene los contras de fumar, como la inhalación del humo o el colocón.

El aceite de CBD tiene todas las ventajas del CBD y lo mejor de todo es que no te droga, porque no contiene al compuesto psicoactivo THC. Se pueden aplicar unas gotas debajo de la lengua para que sea absorbido más rápidamente o también se puede untar en el bajo vientre, realizar un masaje de forma circular en los senos o en la zona lumbar para aliviar el malestar. También puedes conseguir supositorios vaginales con aceite de CBD, fáciles de usar y muy buenos resultados.

¿Puede el CBD aliviar el trastorno disfórico premenstrual  y el síndrome premenstrual?

Gracias a sus propiedades ansiolíticas, analgésicas y antiinflamatorias, el CBD puede ser usado para tratar afecciones como el trastorno disfórico premenstrual (TDPM), que es considerado una prolongación grave del síndrome premenstrual (SPM). Si bien son similares, en el TDPM, al menos uno de los síntomas sobresale.

Signos como tristeza, desánimo, ansiedad, mal humor, irritabilidad y dolores o calambres son comunes para la mayoría de las mujeres durante los días previos a la menstruación, por lo que muchas de ellas son pacientes de antidepresivos y calmantes para controlar estos malestares.

Como se ha mencionado ya, el CBD ayuda a regular los cambios de humor al liberar  hormonas de relajación, controlando de forma más efectiva la irritabilidad y frustración. De la misma forma, el cannabidiol reduce la producción de estímulos que causan dolor, aliviando los calambres y cólicos.

Por si esto no es suficiente, el CBD ayuda a mantener una piel más limpia de acné, pues incrementa el flujo de sangre hacia los poros y elimina las toxinas. Igualmente, el CBD ayuda a dilatar el intestino y aumenta la producción de hormonas digestivas, evitando el estreñimiento que también es característico del SPM.

Si el CBD viene del cannabis ¿causa adicción?

La respuesta es no. Para la mayor tranquilidad y seguridad de las personas interesadas en aprovechar las ventajas del CBD pero sin correr el riesgo de quedarse high, la Organización Mundial de la Salud publicó un informe en el que declara que tras los múltiples estudios realizados, el CBD no es peligroso ni adictivo.

Por ser el segundo cannabinoide más abundante en la marihuana y por tener el precedente del THC y sus efectos estupefacientes, es normal que muchas personas se sientan inseguras y hasta intimidadas ante la posibilidad de probar algún producto que contenga CBD. No hay motivos fundados para que esto sea de esa manera.

La buena noticia sigue siendo que, lejos de causar adicción, hay investigaciones en las que el CBD incluso ha demostrado ayudar a controlar situaciones de adicción a otras sustancias. Por eso, cada vez son más las justificaciones para considerar a este cannabinoide como amigo y no enemigo. Su utilidad está llegando a diferentes campos de la salud, incluidos los cólicos menstruales.

¿El CBD sirve para la menopausia? ¿Puedo seguir consumiéndolo tras ella?

En cualquier caso, puedes seguir aprovechando los beneficios del CBD y el cannabis tras la menopausia, porque incluso en esta etapa más madura de la vida, sus propiedades te pueden ayudar a sentirte más cómoda. Si el reloj biológico está marcando la llegada de la menopausia, con menstruaciones menos frecuentes o ya ausentes, como es el caso de la amenorrea, no es motivo para dejar o no de consumir CBD.

Siguiendo en la línea del CBD, este cannabinoide vuelve a ofrecer efectos positivos en cuanto a los síntomas de la menopausia, como los dolores, cambios de humor o la ansiedad. Diferentes investigaciones apuntan a que el CBD es un poderoso analgésico, antidepresivo y calmante, por lo que puedes mitigar los malestares propios de esta etapa consumiendo un poco de cannabidiol.

Por otra parte, para los calorones o sofocos, el THC puede ayudarte a disminuir la temperatura corporal si se consume en una dosis adecuada. Recuerda siempre consultar con tu médico antes de experimentar con cualquiera de estas sustancias, para que puedas hacerlo con seguridad y confianza.

El empoderamiento femenino es un fenómeno presente en todos los aspectos sociales y culturales alrededor del mundo, y se hace evidente en mayor o menor medida con acciones como el hecho de que una mujer consuma cannabis. Hay quienes lo consideran “poco femenino”, pero el hecho es que el consumo en mujeres está aumentando y ya no es considerado socialmente como un asunto masculino.

Existe un hecho tan femenino como lo es la menstruación y todo lo que conlleva. Durante esos días de sangrado, un gran porcentaje de mujeres sufre del llamado síndrome premenstrual y cólicos menstruales, situaciones de malestar general en las que el cannabis ha demostrado ser de gran ayuda para aliviar los dolores, la inflamación y hasta los cambios de humor. El CBD, uno de los cannabinoides más importantes, podría proporcionar algunas respuestas incipientes en el estudio de esta área.

На этом фоне многообещающим является тот факт, что медицинская марихуана все больше принимается и включается в число лечебных процедур для улучшения женского здоровья. Признание КБР уже достигнуто в нескольких странах, поэтому каннабис может вновь занять свое место в женской медицине, как это было несколько веков назад. Менструальные спазмы больше не будут прежними в будущем благодаря КБР.

Juan Zambrano
Juan Zambrano
Periodista, cronista de la realidad y fanático del conocimiento. Me dedico a analizar temas históricos y de actualidad. En este blog escribo sobre las nuevas perspectivas del Cannabis y CBD.
Deja un comentario